CONDICIONES GENERALES

CAPITULO I.- NORMAS GENERALES

Artículo 1º.- Ámbito.

El servicio de mudanza se realizará de acuerdo con las Condiciones Generales y estipulaciones particulares contenidas en este contrato, que determinarán los derechos y obligaciones particulares de las partes que

los suscriben, así como bajo las prescripciones de la Ley 15/2009 del contrato de transporte de mercancía por carretera (cap. VII).

Artículo 2ª.- Datos a suministrar por el cliente.

La mudanza se realizará de acuerdo con los datos suministrados por el cliente con el tiempo suficiente para permitir la organización normal del trabajo a efectuar, siendo con carácter mínimo e imprescindible los

siguientes:

● Naturaleza, número e importancia de los objetos a cargar.

● Designación de lugares de carga y descarga, así como las condiciones y el estudio de los accesos a los locales para el personal y los vehículos (aparcamientos, pasillos, escaleras, montacargas y otros

trabajos en curso en los respectivos locales).

● Definición de objetos cuyo transporte este sujeto a una regulación especial (alcoholes, armas, obras de arte, etc…). Las eventuales formalidades administrativas serán de cuenta del cliente no estando

obligada la empresa a verificar la regularidad de los documentos suministrados.

Artículo 3º.- Responsabilidad, Seguro y Declaración de Valor.

En caso de una posible responsabilidad de la empresa por daños, pérdidas o averías producidas en los bienes objeto de este contrato, la indemnización queda limitada al transporte por carretera, carga y descarga.

La empresa dispone de un seguro por valor especificado en el apartado correspondiente de este documento, donde también se refleja la franquicia a la que queda sujeta el cliente, para cada servicio que se realice

vía terrestre, siempre y cuando tanto el país de origen como el de destino deben ser de la CEE. En caso de querer asegurar por mayor importe, es necesario una declaración detallada del mobiliario y enseres, así

como los objetos que puedan tener un valor particular, en la que deben identificarse claramente los bienes de carácter artístico, histórico o de colección y aquellos cuyo valor unitario supere la cantidad de 3.000

euros. A falta de esta declaración, la responsabilidad de la empresa quedara limitada a 20 veces el IPREM/día por m3 del espacio de carga necesario para el cumplimiento del contrato (aprox. 355€/M3).

Artículo 4º.- Anulación del Contrato.

La anulación del contrato o aplazamiento del servicio una vez reservado por indicación del cliente o por conveniencia de la empresa dará lugar a una indemnización a favor de la parte perjudicada. Dicha

indemnización se fija en un tercio del importe de la mudanza, si la parte contraria es notificada con más de 3 días y menos de 15 antes de la fecha fijada o con la mitad si el periodo es inferior a 3 días.

CAPITULO II.- NATURALEZA DEL SERVICIO

Artículo 5º.- El servicio de mudanzas se define como transporte de mobiliario, ajuar doméstico, enseres y sus complementos procedentes o con destino a viviendas, locales de negocios o centros de trabajo,

incluyendo las operaciones de carga, descarga y traslado de los objetos a transportar desde donde se encuentren hasta situarlos en la vivienda, local o centro de trabajo de destino. No incluye el resto de

operaciones como preparación, desarmado, armado, embalaje, desembalaje y otras complementarias, salvo que expresamente se pacten. El emplazamiento de los muebles se efectuará una sola vez siguiendo las

indicaciones del cliente o mediante plano facilitado por el mismo. Los movimientos suplementarios o las demoras no imputables a la empresa de mudanzas, serán por cuenta del cliente, quien abonará los gastos

que se originen. El servicio de mudanza no comprende el transporte de ácidos corrosivos, materiales inflamables o explosivos ni, salvo pacto en contrario, el de dinero en metálico, alhajas, piedras preciosas, valores

al portador, objetos de plata, obras de arte, objetos antiguos o de colección, etc… El servicio de mudanza no comprende, salvo pacto especial, el transporte y manipulación de cajas de caudales, planos, pianolas y

objetos de gran volumen o peso. Los relojes, porcelanas, vajillas, cristales, etc. serán embalados por los dependientes de la Empresa, no respondiendo ésta de los embalados por el cliente u otras personas. Los

embalajes y envases de la empresa llevarán el sello o distintivo de la misma.

CAPITULO III.- PRECIO Y FORMA DE PAGO

Artículo 6º.- Documentación del contrato de mudanza. Previamente a la realización del servicio, se le presentara un presupuesto por escrito al cliente en el que consten los servicios que se prestaran, su coste, el

coste del presupuesto, el precio total del servicio o el coste del equipo por cada hora de trabajo (el servicio mínimo a facturar será de 4 horas). También se especificará si los gastos que generen los trámites

administrativos o de solicitud de permisos o autorizaciones que fuesen necesarios están o no incluidos. Una vez aceptado por el cliente, el presupuesto hará prueba de la existencia y contenido del contrato. El precio

convenido en el contrato no puede ser modificado, salvo circunstancias imprevistas e independientes de la voluntad de la empresa. Su importe ha sido ofertado y convenido antes de la ejecución del servicio.

Cuando la parte contratante requiera a realizar o aceptar un inventario de los bienes y esta se negase a ello, la otra parte podrá considerarla desistida del contrato, con los efectos que en su caso correspondan de

conformidad con lo dispuesto en los artículos 18.2 y 19.1 de la citada Ley de Transportes. La solicitud de realización de un inventario ha de hacerse con por escrito y con una antelación de 7 días naturales respecto a

la fecha de la realización de la mudanza o servicio y los gastos de su elaboración correrán por cargo del cliente.

Artículo 7.- La empresa puede requerir el pago de la totalidad del servicio antes de comenzarlo. Cualquier cantidad pendiente deberá ser abonada en el momento de llegada al domicilio de descarga, no implicando

esto conformidad del cliente, quien puede exponer las oportunas reservas en el documento destinado a tal efecto. Los posibles daños, pérdidas, o averías de los bienes objeto de la mudanza, se deberá hacer constar

obligatoriamente por escrito y en presencia de los empleados de la empresa y a la entrega de los mismos cuando estos daños sean aparentes, en caso contrario el cliente dispondrá de 7 días hábiles contando desde

el día siguiente a la recepción de la mercancía para hacer constar por escrito las manifestaciones o reservas pertinentes según establece el art. 77 de la Ley 15/2009. En su defecto la empresa no se responsabilizará

de las reservas manifestadas fuera de dichos plazos.

CAPITULO IV.- MODALIDADES DE EJECUCIÓN

Artículo 8. – Subcontratación. La empresa tiene la facultad de confiar, bajo su responsabilidad, el servicio total o parcialmente a otra empresa, en régimen de colaboración entre transportistas de acuerdo con la Ley.

Artículo 9.- Ruta. El servicio de mudanza no comprende la obligación de efectuar el transporte con vehículo de su propia flota, ni de seguir una ruta prefijada en la realización de aquél.

Artículo 10.- Consideraciones. A los efectos del presente contrato, se considera que para efectuar la carga y/o descarga de los vehículos, éstos se pueden situar en la puerta de ambos domicilio o como máximo a

una distancia no superior a 25 metros a pie, pero si por cualquier circunstancia (estrechez de la calle o avenidas, aparcamiento limitado y prohibido, etc.), no se consiguiera la citada colocación del vehículo y ello

implicara un incremento de mano de obra o el uso de medios adicionales de transporte (camionetas o elementos aún más ligeros), los gastos que ocasionaran estos servicios complementarios, serían por cuenta del

cliente.

CAPÍTULO V – RESPONSABILIDAD DE LA EMPRESA

Artículo 11.- Obligaciones del porteador. La empresa de informa al cliente de los medios con los que realizará el servicio o mudanza para que pueda solicitar éste la autorización y/o permisos municipales oportunos,

pero no estará obligado a comprobar si los documentos puestos a su disposición son correctos y completos. El mobiliario y demás efectos objeto del servicio de mudanza se transportan a riesgo y ventura del cliente.

En su consecuencia será de la cuenta de éste todos los daños y menoscabos que puedan sufrir aquellos durante el transporte por caso fortuito, fuerza mayor o naturaleza o vicio propio de las cosas, de conformidad

con lo previsto en los artículos 361 y 362 del Código de Comercio.

Artículo 12. – Exclusiones.

El porteador no responderá de los daños, retrasos o pérdidas que se produzcan por fuerza mayor o caso fortuito, como incendio, rayo, inundaciones, etc. Por causas políticas o sociales, como sabotajes, huelga,

motines, fuerzas o medidas militares, incluso en tiempo de paz, guerras, etc.; deterioro de los muebles subidos o bajados por balcones o escaleras dificultosas, los ocasionados por la estrechez de las puertas o

pasillos y en muebles que, con anterioridad al servicio se encuentren encolados o restaurados; los desperfectos producidos por derrames de líquidos, sustancias o ácidos contenidos en recipientes, combustión

espontánea, influencia de la temperatura, fermentación, etc., roturas de mármoles de color, lunas y espejos sin marco; los debidos a naturaleza o vicio propio de las cosas o a cualquier otra causa semejante.

Artículo 13. – Presunciones de Exoneración. La empresa quedará exonerada de su responsabilidad cuando pruebe que los daños, pérdida o avería han podido resultar por algunos de los riesgos siguientes:

● Deficiencias de embalaje o marcado de los bienes realizado por el cliente.

● Manipulación efectuada por el cliente.

● Carga o descarga de bienes cuya dimensión o peso no sean adecuados para los medios de transportes acordados, siempre que el cliente haya recibido aviso del riesgo de daño y aun así hay aceptado la

ejecución del servicio.

● Falsedad o incorreción de la información facilitada por el cliente

● Transporte de animales vivos o plantas

● Naturaleza propia de los bienes objeto de la mudanza

Artículo 14.- Indemnización por daños. Fuera de los casos previstos en los apartados anteriores, el transportista responde de los daños y averías debidos a dolo, culpa o negligencia por su parte, en los términos de

los artículos 1.101 y concordantes del Código Civil, en relación con lo dispuesto en los artículos 362 y 363 del Código de Comercio, con el límite previsto en el artículo 3 de estas “Condiciones Generales”, en el caso

de que falte la declaración de valor que se refiere.

En caso de roturas en cristalerías o vajillas, solamente se repondrán o indemnizarán a elección de la empresa, las piezas rotas.

Artículo 15.- Los arbitrios municipales, los impuestos locales, derechos de aduana, certificados de origen o de traslado de residencia, gastos consulares, transbordos, trípticos, etc… no están incluidos en el

presupuesto salvo estipulación por escrito en contra.

Artículo 16.- Los retrasos que pudieran producirse en el servicio no darán derecho a reclamaciones por parte del cliente, no pudiendo facilitarse plazo más que a título informativo.

Artículo 17.- Para todo cuanto se refiere en el cumplimiento y ejecución de este contrato las partes se someten expresamente a la Junta Arbitral del Transporte de Alicante, con renuncia a su propio fuero.,

CLAUSULA LEY PROTECCIÓN DE DATOS

En cumplimiento de lo establecido en la Ley Orgánica 15/1999 de 13 de diciembre de protección de datos de carácter personal (L.O.P.D.), se informa al Cliente que sus datos personales serán tratados y quedarán

incorporados a los ficheros de Mudanzas Jovi, con la única finalidad de realizar comunicaciones con los cliente, así como las gestiones derivadas de la contratación entre empresa y cliente. Así mismo le informamos

que usted puede ejercer los derechos de acceso, rectificación cancelación u oposición, pudiendo solicitar el ejercicio de dichos derechos mediante un escrito dirigido Mudanzas Jovi. Ptda. “La Catxola” Calle

Benimantell, 9 03509 Finestrat (Alicante)